Objetivo: Don Bosco


El Xerez Club Deportivo 2018/2019 ya empieza a rodar y desde las entrañas del conjunto azulino quieren dar pasos firmes y rápidos para evitar la incertidumbre que suele acompañar al equipo todos los veranos.

La semana pasada, representantes de Afición Xerecista y el grupo mayoritario tuvieron una reunión en la cual quedó clara la predisposición por ambas partes de construir un Xerez fuerte, con el claro objetivo de luchar por cosas importantes. Y el primer punto a tratar fue el tema del campo. El Xerez ha sido el único equipo de España que no ha tenido un estadio como local en toda la temporada. Tuvo que pisar siete instalaciones diferentes durante la campaña. Un hecho que además de debilitar completamente a una plantilla que acabó totalmente lastrada, evitó que el club pudiera conseguir patrocinadores para sus partidos "en casa".

Pues bien, tal y como confirmaron ayer Becerra y Vargas en La Prórroga de Onda Luz, la idea que se maneja desde el seno xerecista es llevar a cabo una remodelación del campo de Don Bosco, (perteneciente al Centro Salesiano Manuel Lora Tamayo), que asumiría el grupo que encabeza Luis Oliver. Se espera que en menos de una quincena de días se den los primeros pasos para confeccionar un campo en el que se añadirían gradas supletorias y tendría un aforo aproximado de 2000 espectadores.

De esta manera se pondría punto y aparte al problema que existe con la Delegación de Deportes y que impide a la entidad poder usar las instalaciones deportivas públicas de la ciudad. Acuerdo del que también saldría beneficiada la cantera de Afición Xerecista, que ya pasa a ser filial directo del Xerez Club Deportivo y que pretenden reforzar.

Así que mientras se espera que los accionistas convoquen una Junta General, ya se trabaja con vistas a encarar un año que puede ser tremendamente ilusionante si todo sigue según lo previsto.

Comentarios