ÚLTIMA HORA

lunes, 23 de noviembre de 2020

A nadie se le olvida ganar en casa


 Una victoria que puede ser un punto de inflexión

La pluma de un periodista siempre guarda tinta que quiere plasmar sobre un papel. Un titular guardado durante mucho tiempo que ha visto la luz cuando los dos equipos podían mirarse cara a cara, de igual a igual.


El Xerez Club Deportivo volvió a disfrutar de una mañana de gloria en Chapín. De esos partidos televisados en Segunda por Canal Plus. Todos nos acordamos de ello, incluidos los del otro equipo.


Es verdad que Chapín crea cierta controversia entre los xerecistas. A unos les gusta, a otros no y algunos le tienen hasta un cierto odio a ese estadio. Algo lógico con todo lo que ha pasado en el fútbol de Jerez. Ahora, con gradas portátiles en los dos goles, como en Mallorca o Almería, la película cambiaría seguro. Porque otro estadio en esta ciudad es una quimera.


El destino es muy caprichoso. Ha querido que esta victoria no sea presenciada por ‘nadie’ en la grada. Lo entrecomillo porque varios xerecistas han sido testigos desde el hotel. También la junta directiva del FC, el club de los socios, pero de unos cuantos que no dejan a otros presenciar el encuentro. Tan de Coca Junior o Sebastián Alonso de Medina como de Francis o Gordillo, pero sólo van a verlo los dos primeros. Paradigmático.


El Xerez Club Deportivo no merecía que algunos no se marcharan de Chapín contentos con la victoria del equipo que más feliz ha hecho a Jerez.


Son tres puntos más, sí. No se ha hecho nada aún, también. Pero se ha ganado una batalla en la guerra por conseguir el ascenso de categoría.


Una victoria que puede ser un punto de inflexión como lo fue el ascenso a Tercera División en Lora.


A nadie se le olvida ganar en casa. Va por ustedes Juan Holgado, Matarratas, Paco el del Kiosco, Ángel Maza y otros tantos que están disfrutando desde el tercer anillo de Chapín.

Por José Manuel Gamero

No hay comentarios:

Publicar un comentario