ÚLTIMA HORA

miércoles, 28 de octubre de 2020

Los equipos andaluces de Tercera, pendientes de la decisión de la Junta

Juan Antonio Castaño


El Antoniano-Xerez podría no disputarse en caso de confinamiento provincial

Los equipos del grupo X de Tercera División están pendiente de conocer si la Junta de Andalucía finalmente establece un nuevo confinamiento y, en ese caso, saber cuáles serán las medidas de seguridad que adopte el Gobierno encabezado por Juanma Moreno. 


El presidente de la Junta indicaba el pasado martes que "los datos no son buenos para mantener Andalucía abierta" en un puente tan señalado. Por lo tanto sería lógico inclinarse hacia un presumible cierre perimetral de la comunidad autónoma, pero restaría por descubrir si estas restricciones afectan también a las provincias. En ese sentido, el vicepresidente andaluz Juanma Marín añadía esta mañana que era "altamente probable que se limitarán los movimientos en algunas provincias o incluso todo el término de la propia comunidad". 


Sevilla y Jaén podrían unirse por lo tanto al confinamiento que sufre Granada y ya ha obligado a que el Recreativo Granada, filial del Granada CF, no pueda disputar sus primeras jornadas ligueras en Segunda 'B'. El Xerez CD observa de reojo dicha posibilidad porque, en ese supuesto, no podría desplazarse a la localidad sevillana de Lebrija para disputar la tercera jornada, pese a que en kilómetros se encuentre mucho más cerca de Jerez que de la propia capital andaluza. El claro ejemplo lo ejemplifica el Écija Balompié en División de Honor, que al encontrarse la ciudad confinada tampoco ha podido todavía debutar en liga.


Además, tampoco se conoce aún si el Atlético Antoniano se ha realizado ya las pruebas PCR, puesto que el equipo lebrijano se enfrentó el pasado fin de semana al conjunto caballa, que ha dado tres positivos. Por ahora, el Ceuta-Los Barrios ya ha sido aplazado y, según indique hoy la Junta, podrían caer como piezas de dominó otros tantos partidos de ambos subgrupos del grupo X.


Hay precedentes positivos como es el caso del País Vasco, en donde el Gobierno ha permitido la celebración de partidos de fútbol de categoría absoluta hasta Tercera, por lo que los clubes podrán esquivar el parón. Sin embargo, en otros territorios como Aragón, son los propios equipos los que han pedido a la Federación suspender la jornada debido a las limitaciones que presentan muchos futbolistas para poder desplazarse al carecer de ficha profesional.


De este modo, el transcurso habitual de la competición vuelve a estar supeditado a las decisiones que adopten las autoridades pertinentes. En verano se estableció que, para que la liga no fuera nula en caso de suspensión por fuerza mayor, se debe cumplir un mínimo del 50% de partidos disputados; lo que es lo mismo, más de la mitad de las jornadas celebradas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario